sábado, 19 de diciembre de 2015

Flor del desierto

Crees que el amor puede ser como la flor de un cactus, soportar años y años de sequías para florecer en un momento, cuando pueda encontrar todo esos recursos que necesita, para mostrar al mundo su belleza, aunque tenga que florecer por solo unos días antes que la arrides del desierto la vuelva a matarla, crees que nuestro amor se pueda comportar de esa  manera.
Crees que seremos como un cactus viviendo en esas condiciones tan adversas que soportaremos como ellos la arrides de la distancia y cuando por fin se den toda las condiciones nuestro amor se vuelva la flor de nuestro desierto.
Fui una estúpida cuando creí en tus palabras, en que soportarías la arrides de la distancia, tu no eras una planta del desierto como lo era yo, tú necesitabas constantemente tener una fuente de agua a tu disposición, necesitabas estar regado y no sometido a condiciones extremas,  Fui ingenua, inocente tal vez al decirte que a pesar de todo estaría a tu lado aunque no fueras mio, sin embargo no soporte la idea de verte con otra o tal vez mi corazón no soporto la realidad en que cuando me decías que me amabas también se lo decías a ella, cuando decías estaré esperando que regrese estabas acompañado de ella. Sin embargo ya han pasado meses desde ese adiós que no fue adiós porque no fui capaz de enfrentar nada y solo rompí en lagrimas en los brazos de mi hermana menor, ya han quedado atrás las noches en que mi peluche fue testigo de las lagrimas, son simplemente un mal recuerdos todas esas veces que pedí a mi corazón que no se emocionara cuando sonaba el teléfono que jamás serias tu, ese miedo que tenia al salir de casa cuando fui en vacaciones y encontrarte en mi camino, simplemente son recuerdo, no diré que todo sentimiento por ti esta muerto, pero lo siento si algún día volvieras a cruzarte en mi camino pasaría a tu lado con la cabeza en alto y una sonrisa en los labios, para que veas que no acabaste conmigo, soy una flor del desierto se lo que es la arrides, las condiciones mas difícil en las que puedo vivir, si eso no acabo conmigo, un corazón roto tampoco lo aria.

lunes, 14 de diciembre de 2015

hoy y siempre

Hoy sentí el roce de una lagrima,
rodando en mi mejilla,
al recordar todo aquello
que algún día vivimos juntos.
...
Hoy sentí mi corazón detenerse
con el sonido de una canción,
que me recordó a ti en el mismo momento
que rogaba porque estuvieras conmigo.
...
hoy sentí que alguien me llamaba,
al darme vuelta me pareció verte
y sentí que que el corazón estallaría,
pero fue solo un juego de la mente.
...
Escondiendo mis lagrimas mire al cielo,
buscándote en esas nubes que hoy es tu hogar,
intentando encontrar en esa inmensidad
esa resignación que no he encontrado con el tiempo.
...
hoy y para siempre seras tú
el único al que extrañare toda mi vida.
Es un 14 más en esa interminable linea de tiempo en la que tu ya no estas, hoy y siempre te extrañare mi pequeño guardián, sabes que te adoro con todo el alma.

martes, 8 de diciembre de 2015

Simplemente una historia (parte 23)

Él me quedo mirando fijamente varios segundo, sostuve su mirada y pude observar las lagrimas correr por su mejilla, aquellas que me daban la respuesta a mi ruego.
-No puedo, no es mi dominios, yo no puedo recolectar las almas en el tártaro, Zimar sera su sueño si muere, lo siento Javier, dijo Azrael levantándose para intentar simular las lagrimas que comenzaban a caer con mas frecuencia por su mejillas. El corazón que hora sentí dejar latir era el mio, no podía hacer nada por ella, no podía salvarla de la condena de perder sus alas, sentí que ya no podía respirar, no podía ser el final, no podían darme esas dos opciones, no podían pedirme que la destruyera o que la dejara volverse un demonio, ella había luchado por volver a tomar el control de su mente para no dañarme, ella siempre busco la forma de salvarme, de protegerme incluso ahora que era su vida la que estaba en juego ella había buscado la forma de librarse para no dañarme, simplemente no podían pedirme que pasara todo eso por alto, porque no había mas que estúpidas reglas que seguir, dudaba que ella hubiera escogido suicidarse no lo había hecho en todo los años de sufrimiento que había vivido y menos cuando a mi se me condeno a la muerte, ella no había escogido ese camino, sin dudarlo sabia que Zimiar era responsable de las heridas que sus muñecas lucían.
Apoye mi frente en la suya en el mismo momento que su corazón dejaba de latir, la abrace fuerte aguantando las lagrimas que se acumulaban en mis ojos.
-Desaparecerá y volverá como demonio, no nos recordara y sera una mas de la colección de Zimiar, dijo el ángel de la muerte, no quise abrir los ojos, no quise moverme, frente a esas palabras, no era capaz de mirar a Azrael, le había fallado a el también, le había obligado a ver morir a su hermana, porque no había sido capaz de enfrentar las obligaciones que se me pedía.
La abrace fuerte intentando calmar ese nudo en la garganta, pero no fui capaz, no era capaz de soportar su muerte, no podía resignarme de que no había nada mas que hacer y simplemente grite todo ese dolor, la frustración  de ser un ángel guardián que no podía proteger a su protegido, queria poder volver el tiempo atrás, quería estar para siempre a su lado.
-Por favor, no te vayas, te lo suplico, no puedo seguir con esta eternidad sin tu alma a mi lado, fuimos creado a partir de la misma luz, dije abriendo mis ojos para ver ese rostro angelical que parecía dormir un sueño eterno, mis lagrimas comenzaron a caer en sus mejillas, cada vez mas seguido, no recordaba nuestras vidas pasada pero sabia que habíamos sido creado para estar siempre juntos, un alma dividida en dos, sentí que mi mismo corazón comenzaba a morir con su muerte, seguía suplicando que regresara mientras las lagrimas seguían cayendo, sin embargo fue en ese momento que mis manos comenzaron a brillar, con la luz blanca azulada, cálida, una luz muy bella, que pronto cubrió todo mis brazos, esa luz logro tranquilizar mi corazón herido y seco mis lagrimas, vi a Azrael pararse y acercarse asombrado, esa luz pronto me cubrió por completo, me sentí calmando y ligeramente somnoliento, sentía que mis ojos se cerraban y cuando volví a abrir ya no tenia entre mis brazos a Noemi y no estaba en esa cueva desolada si no en un lugar blanco completamente y frente a mi estaba una mujer de tez pálida, de ojos azulados que llevaba un vestido del mismo tono que su mirada y me sonreía con calidez.
-Bienvenido ángel guardián, me dijo con voz dulce.
-¿Donde esta Noemi?, pregunte de inmediato.
-Aun en el plano al cual perteneces, soy la diosa Eira, mi don es la sanación y tus sentimientos a esa niña han conmovido mi alma inmortal, el amor que ella a mostrado por ti y el mismo amor que tú has mostrado por ella, han logrado por primera vez en siglo que rompa las reglas y os quiera ayudar, dijo la mujer con ojos bondadosos.
-Me disculpa no puedo comprender la, le dije confundido.
-Soy la encargada de enseñarla a los ángeles como sanar, en cargada de los ángeles sanadores, pero este don es solo para las mujeres, pero a ti te lo quiero conceder en esa ocasión, para que puedas sanar a tu protegida y ella pueda volver, dijo Eira.
-Podrá volver Noemi, dije con entusiasmo.
-Podrá volver tu amiga, pero no olvides que ella vivirá y tu seguirás muerto, realmente lamento el destino a que han sido condenado, cuídate ángel guardián y cuídala a ella que detrás de los dos hay fuerzas oscura, dijo la mujer acariciándome el rostro, en el mismo momento que volvía a abrir los ojos en la cueva, Azrael me miraba fijamente y yo ya sabia que tenia que hacer, me concentre en acumular esa luz en mis palmas  con la que cubrí las herida de la muñecas de Noemi y cuando la luz se extinguió ellas estaban curada.
-No puede ser, esta prohibido que los dioses intervengan, Eira no puede haberte dado el don, dijo incrédulo el ángel de la muerte, pero fue en ese momento que ella tocio y abrió los ojos y al verme sonrió.
-Gracias por mostrarme la luz a casa, me digo casi en un susurro, yo le sonreí.
-Debemos llevarla de vuelta antes que su cuerpo se deteriore más, dijo Azrael intentando salir un poco de su asombro, tome en brazo a Noemi que había vuelto a perder la conciencia, pero respiraba impasiblemente, tenerla entre mis brazos hizo que me invadiera el sentimiento que tenia miedo ni siquiera pensarlo, la quede mirando fijamente y quise besar la.
-No lo hagas, no te ara bien a ti ni a ella, no lo olvides, ella aun tiene una vida por la que seguir y vivir atada a tus recuerdo no la dejaras, se su guardián y vela por que tenga un futuro, me dijo Azrael tocando mi hombro, el tenia razón aunque no me gustara ella merecía tener la felicidad que se nos había negado y mi deber era velar por que nada malo le fuera a pasar.
El ángel de la muerte nos devolvió a la sala de hospital, estaba aun en la UCI, pero ahora tenia mucho mas maquinas conectada, mi padre estaba acostado durmiendo en un sofá junto a Amanda, mientras que mi madre estaba al lado de la hija de su amiga sosteniendo sus manos, Azrael me indico que dejara su alma en su cuerpo y así lo hice.
-Ahora que, pregunte.
-Debemos esperar que encuentre el motivo de que siga viviendo, me contesto y yo me acerque a ella.
-Por favor, vuelve mi pequeño ángel, le dije tierna mente mientras acariciaba su rostro.
Bueno aquí les traigo en fragmente 23 espero que le halla gustado y les pido disculpa por haberme tardado mucho en publicarlo, la universidad y el echo de que no he tenido inspiración no me facilitaba subirlo, pero por fin esta y les digo que la historia me encanta mucho y espero que a ustedes igual y pronto traeré un nuevo fragmento, gracias por leer.
Fragmento 1                 Fragmento 2
Fragmento 3                 Fragmento 4
Fragmento 5                 Fragmento 6
Fragmento 7                 Fragmento 8
Fragmento 9                  Fragmento 10
Fragmento 11                Fragmento 12
Fragmento 13                Fragmento 14
Fragmento 15                Fragmento 16
Fragmento 17                Fragmento 18
Fragmento 19                Fragmento 20
Fragmento 21                Fragmento 22

sábado, 28 de noviembre de 2015

Todos somos niños

Hace algunos meses llego una nueva niña al colegio, a mí mismo curso, ella viste diferente a otras niñas, lleva un pañuelo en la cabeza, tiene ojos claros, pero nunca sonríe, al principio no hablaba español, la maestra nos contó que ella venia de un país ubicado al suroeste de Asia, llamado Palestina, nos los enseño en el mapa, pero mis compañeros la miraban raro y no hablaban con ella y ella tampoco intento acercarse a nadie, siempre que la miraba estaba triste, sola y asustada.

Un día hable con la maestra, sobre mi compañera y su tristeza, la maestra  me contó que ella y su familia habían tenido que huir de su país, dejar a tras toda su historia, que mi compañera había nacido en una zona de guerra, que no había crecido como yo, si no aterrada por las amenazas constantes a su vida o a su familia, pero que nuestro país le había dado refugio para comenzar una nueva vida. Entonces supe que ella seguía atrapada en el miedo en el que creció y no se sentía aceptada, no tenía confianza en nosotros, hable con mis compañero, les conté lo mismo que la maestra me relato, todos se sintieron mal por dejar que las diferencias de cultura les impidieran acercarse a una nueva amiga, al final comprendieron que todos éramos niños y todos teníamos derechos a crecer lejos del miedo y desde entonces hemos hecho todo lo posible para ayudarla y  de a poco comenzado a sonreír.
Hola, hace un tiempo participe en el concurso de amastista sobre los derecho humanos con respecto a los refugiados del mundo, el miércoles pasado llego la respuesta del concurso y bueno no ha quedado seleccionado, pero igual quise compartirlo con ustedes, espero que les guste y esta escrito inspirado en la comunidad palestina que hoy esta refugiada en Chile.

Consciencia donde te has ido

Hoy que la locura ha comido mi alma, dejo mis ultimas palabras, ya sin corazón para sentirlas y sin mente para razonarlas, hoy que soy un mero ser sin conciencia en búsqueda de lo que llaman cordura, caminando en esta tierra de almas vagabundas.


viernes, 20 de noviembre de 2015

Nuestro gobiernos ha elegido la ignorancia. Furia cientifica

Bueno hoy les traigo una entrada completamente distintas a las habituales, pero hoy quiero presentar les un tema que es muy importante.
Para los que no sepan yo soy Chilena, tengo 23 años y estoy en cuarto año de mi carrera, el próximo año ya acabaría con ella (si todo sale bien) y me titularía de Bioquímica con mención en licenciatura en ciencias básica y grado en bachillerato en ciencias básicas de la universidad Austral de Chile, una meta que cuando comencé veía lejos y hoy que hago algo que me agrada y me envuelve con un encanto tan propio de la ciencia, y tan contradictorio a lo que soy yo, la ciencia me entrega esa parte razonal, calculadora y fría tan propia de ese enigmático científico que se rige por los hechos y a su vez me entrega esa magia de que nada es imposible que si lo imagino lo puedo hacer, me ha enseñado a perseverar, se combina tan perfecto con la curiosidad que siempre he tenido y a su vez se mezcla tan bien con lo que es la pasión de mi vida, que es la escritura, esa parte mía soñadora, romántica y sentimental, tanto esta como la ciencia me han mostrado que nada es inalcanzable y que si lo creo lo puedo hacer, en resumen me gusta lo que estudio.
Sin embargo se que no tengo futuro, hoy que mi país a apostado por la ignorancia, cada vez es mas difícil hacer ciencia en Chile, el gobierno no invierte en los proyectos que se presenta, les quita el financiamiento y se hace imposible mantenerse haciendo ciencia en el país y les cuento desde mi realidad por los científicos que he conocido en mi formación y entre mi mismo compañero, Chile en en termino de inteligencia y capacidades no le puede invidiar nada a países desarrollados, los científicos que surgen son muy inteligentes, capaces y secos en sus arias, pero nada vale cuando no tienen recursos para montar una técnica, cuando no pueden acceder a los implemento mínimos que necesitan para llevar acabo los experimentos que sostendrían sus hipótesis, para desarrollar ese producto biotecnología que han descubierto, lo siento pero sin dinero hasta la mente mas brillante no puede hacer nada, y Chile aposto que sus mentes se marchiten o simplemente sean llevados al extranjero donde si los valoran. He visto como en mi propio instituto de bioquímica muchos chicos que están por terminar sus carreras ya han sido contratados por laboratorios en el extranjeros que si han apostado por ese nuevo científico ansioso por cambiar los dogmas que hoy se tienen, ansiosos por devorarse el mundo que quieren cambiar y con tristeza se que en un tiempo me tocara a mi ser un producto de exportación, por que mi país no apuesta por mi y todo lo que yo le pude dar terminara para otros que si lo valoren.
Por todo esto hoy nosotros abandonamos nuestros laboratorios para salir a las calles a pedir que nos escuchen, para que la sociedad sepa por lo que a apostado su país, hoy nos levantamos con mas fuerza para ser una revolución por la ciencia, para hacernos sentir, para reclamar por el dinero y mas que el dinero por la educación que nuestro país se merecer, hoy se siente la furia científica.
Gracias, les presento a mis compañero y a mi ;) curso de biotecnología molecular de la UACh años 2015. Todos ellos serán futuros bioquímicos.


miércoles, 18 de noviembre de 2015

Compondré nuestra historia

componer la melodía de al alegría basada en la tristeza de tu adiós, porque a pesar de las lagrimas que no han quedado dejar de recorrer mis mejillas siento, esa alegría de haberte conocido, en esa historia que llamamos vida, en esta vida que llamamos recuerdos, componer de esas lagrimas nuestra melodía escrita en una silenciosa lagrima.

sábado, 14 de noviembre de 2015

Enséñame a amarte.

Enséñame a respirar otros aires,
a soñar por las mañanas y a vivir por las noches,
enséñame a amar en otro tiempo,
distinto al tuyo, distinto al mio.
...
Enséñame a decirte un te quiero,
proveniente del corazón,
a mirarte a los ojos y enamorarme ,
como aquel día en que nos conocimos.
..
Porque yo te enseñare el poder de un susurro,
de una palabra que cambie tu mundo,
la fuerza de un sentimiento autentico.
...
Te enseñare a amar con ternura,
te enseñare a volar libres de cadenas,
aprenderemos junto que es construir una historia,
una historia que cuento los tiempo de nuestra vida
junto uno al otro, latiendo en el mismo corazón.

Hoy es un nuevo 14 que le escribo al ángel que enamora todas las noches mi corazón solitario desde su partida, se que siempre estas conmigo pero aun así extraño no tenerte a mi lado, un beso y un abrazos a las estrellas para que te lo den.

jueves, 12 de noviembre de 2015

Corazón de piedra

Y un corazón de piedra hoy alberga mi pecho
a dejado de latir bajo el sentimiento del amor,
a dejado de sentir emoción,
y me a quitado la capacidad de emocionarme.
..
Hoy llevo conmigo atrapado en mi pecho,
lo que antiguamente llame corazón,
ese iluso y enamoradizo que no hacia nada mas
que ser herido en cada batalla, en cada escenario.
..
Hoy ya a aprendido su lección,
y se a refugiado en una coraza hermética,
ya no quiere nunca mas latir,
y aunque me llamen la reina del hielo
lo prefiero antes de volver a llorar una lagrima.

Hola mis pequeños, espero que hayan tenido una buena semana y que mañana viernes sea un buen termino de semana, hoy les traigo un poema (por llamarlo así) que ha sido inspirado debido a que esta semana me han dicho que tengo un corazón de piedra. Lo voy a discutir ni nada porque todo somos como somos por las circunstancia de la vida, gracias por leer, les dejo un abrazo

martes, 3 de noviembre de 2015

Simplemente una historia (parte 22)

Sus ojos mostraba el miedo y el asombro mezclado, quiso levantarse pero no lo logro, no podía mantenerse de pies, estaba realmente asustada, yo aun estaba asombrado como era posible, Zimiar había dicho que era de él y yo estuve apunto de matarla.
-Noemi, dije otra otra vez, era como la milésima vez que la llamaba y ella solo se quedaba mirándome, intento una vez mas ponerse de pies consiguiéndolo esta vez pero sus fuerzas no fueron lo suficiente como para mantenerla, alcance atraparla para evitar que se golpeara.
-Eres un lindo ángel, me dijo con voz cansada, fue en ese momento que recordé que aun estaban mis alas, las desaparecí de inmediato y ella continuo - Javier, te he extrañado mucho todo este tiempo, pero era feliz con saber que estabas bien, que eras un chico feliz, que tenias una linda familia que siempre te cuidaba, que tenias amigos y que estabas enamorado, era feliz sabiendo que llevabas una vida buena, lamento mucho no haberte podido proteger esa noche, por no ser yo quien ocupara tu lugar, a ti aun te faltaba mucho por realizar, ibas a ser un gran profesional de seguro tenias vocación, ibas a hacer  de esos adultos que marcan diferencia en la historia, los pequeños que te llamaran padre serian muy felices porque le brindarías todo el amor que siempre albergaste en tu corazón y la mujer que compartiera contigo el resto de su vida se habría sacado la lotería, eres único Javier, lo siento de verdad lo siento por no haberte protegido.
La quede mirando sin poder articular palabras, ella siempre cuido de mi de niños, ella fue mi pilar de pequeño, ella era feliz al saber que yo era feliz a pesar del infierno en que vivía. a pesar de que yo no la recordé cuando intento buscarme, era feliz sabiendo que yo me había enamorado de otra aunque ella me había dado su corazón incondicionalmente, ella era mi ángel de la guarda que yo no conocía y como todos olvidamos que siempre hay alguien cuidándonos. Su voz sonaba cansada, respiraba cada vez con mas dificultadad, la estire en el piso con cuidado, sus ojos de momentos se cerraban, aunque ella no quisiera, sentía como su corazón latía cada vez mas despacio dentro de mi, sentía como su vida se apagaba, busque  su mano y entre lace con la mía, ella abrió sus ojos, con esa mirada cansada.
-Se fuerte por favor, le suplique no quería que se rindiera, que dejara de pelear.
-Siento algo raro, alguien quiere hacerse con mi voluntad, alguien quiere hacerte daño y no quiero hacerte daño, pero siento que ya no tengo fuerzas, me siento muy cansada, dijo.
No sé cuanto segundo estuvimos en silencio, no quería que se fuera y no me atrevía ya a destruirla, sabia a lo que ella se refería con que sentía que alguien quería hacerse con su voluntad, Zimiar no se rendiría, fue en ese momento que regreso el ángel de la muerte.
-Se ha escapado, no he podido atraparle, dijo a algunos centímetros de nosotros sus ojos estaban cristalinos, se notaba que había estado llorando.
-No lo he echo, es Noemi, despertó, le dije mirándolo, fue en ese momento que ella volteo su rostro en dirección a él cuando vi el asombro reflejado en el rostro del ángel de la muerte que corrió de inmediato a arrodillarse al lado de ella.
-Hermana, pero cómo, dijo Azrael acariciándole el rostro.
-Aurelio, dijo ella.
-Quién es Aurelio, pregunte.
-Es el nombre que me dieron cuando nací en esta vida, me contesto, pero fue en ese momento que ella cerro sus ojos y yo no sentí su corazón latir.
-Noemi, Noemi no por favor, abre los ojos, no me dejes, le dije y pude sentir nuevamente su corazón latir otra vez muy despacio.
-Lo siento pero ya no tengo mas fuerza, no me dejes hacerte daño, me dijo mirando a los ojos.
-Prometo siempre protegerte, nunca podría dañarte, déjame a mi ser esta vez quien cuide de ti, le dije mientras besaba su mano, se escaparon algunas lagrimas y una pequeña sonrisa se dibujo en el rostro de mi pequeña amiga, ella sabia que estaba al final de su vida.
-Sonríe aunque las lagrimas te inunden, me dijo recordando mi frase, la misma que le había enseñado a mi hermana y no pude mas que regalarle una sonrisa.
-Azrael llévate su alma, recolectarla como tuya y no dejes que Zimiar se la quede, deja que ella muera bajo tus reglas, por favor llévate el alma de Noemi ángel de la muerte, le rouge a Azrael.

Fragmento 1                 Fragmento 2
Fragmento 3                 Fragmento 4
Fragmento 5                 Fragmento 6
Fragmento 7                 Fragmento 8
Fragmento 9                  Fragmento 10
Fragmento 11                Fragmento 12
Fragmento 13                Fragmento 14
Fragmento 15                Fragmento 16
Fragmento 17                Fragmento 18
Fragmento 19                Fragmento 20

domingo, 1 de noviembre de 2015

Voz en mi interior ESPECIAL DE HALLOWEEN

Sentía otra vez esa voz, esos murmullo proveniente de la absoluta oscuridad de su mente, esa voz que de la nada siempre le hablaba. Silencio, silencio ella quería, no la quería nunca mas volver a escuchar, quería que se cachara esa voz proveniente de su interior, solo traía daño, crueldad y absoluto terror para ella, esa voz la había condenado a estar encerrada para el resto de su vida en este maldito lugar que albergaba a seres de alma perturbada.
-No te quiero escuchar nunca mas, dijo casi en lagrimas.
-Pero si somos amigas, te prometo que si haces lo que te digo nunca mas, tendras que dañarte otra vez, dijo con voz dulce casi inocente esa voz y ella por inercia llevo sus deseos a las cicatrices que hoy acompañaba a su rostro, a su cuello, esa voz la había orillado a tomar el cuchillo que otra veces había usado para silenciar la vida de otros, pero esta vez era su propia carne la que cortaba, era su sangre tibia la que bañaba sus manos, era su propia sangre la que le provocaba esa sensación de paz, es alegría inocente, llenaba de vida sus ojos muertos desde que nació.
-Sera como la ultima vez, que me prometiste que te marcharías si los mataba, si mataba a Joaquin, dijo con lagrimas rodando ahora por su mejilla, Joaquin haba sido al único hombre que había amado y al final ella se había llevado su alma sin remordimiento, solo por acabar con la oscuridad que albergaba en el interior de ella, él había sido luz que ella había consumido en silencioso movimiento de su cuchillo al momento de cortar su yugular.
-Él te iba a dañarte  como todo los demás, pero te juro que yo nunca te dañare, solo dame lo que te pido mi pequeña ángel, dijo la voz, ella cerro sus ojos, ya no tenia motivo de seguir peleando por la poca cordura que en su mente le quedaba, era mejor rendirse ante ella y darle control, al final pensó  tal vez que un poco de ese liquido carmesís ayudaría a dormir una noche mas acompañada por las voces de los muertos.
Se levanto de la cama y aunque tenia cadenas sabia como quitársela, no era ella si no la voz en su interior que caminaba en dirección a la puerta del cuarto que ahora era su hogar, giro lentamente la manilla, deseando que hubiera alguien al otro lado y así fue una enfermera que al ver esa sonrisa en esos ojos perdido quedo a la merced de un depredador único que la arrastro al interior  de su propia locura convirtiéndola en la primera, de un baño de sangre que deseaba desatar.
-Vamos por un par de locos que de seguro quieren jugar esta noche de luna, dijo la chica mientras lamia el cuchillo.
Mi primer especial de halloween, que les a parecido la historia, al ser honesta no es mi fuerte las historias de terror, pero espero que le haya gustado y bueno que opinan de mi maquillas de especial de noche de brujas, me ha quedado bien? les gusta como me veo (para los que no sepan la de la foto soy yo) Un saludo y feliz noche de los muertos

martes, 27 de octubre de 2015

Simplemente una historia (parte 21)

Hice aparecer mis alas, si estaba apunto de hacer lo que nunca me hubiera imaginado que aria no me sentía capaz de lastimarla, pero no podía dejarla volverse un demonio, no seria jamás nuevamente mi Noemi, mi pequeña amiga, la niña que me regalo tantas sonrisas, tanto momentos que yo simplemente había decidido bloquear, era momento que hiciera lo correcto.
-Yo no puedo dejarte convertir en lo que no eres, le dije y ella solo sonrió, al igual que yo la primera vez materializo de la nada una katana que sostuvo con las dos manos y se lanzo en combate contra mi, apenas pude reaccionar cuando sentí el filo de su espada cortando el aire frente a mi, vi esos ojos rojos de cerca, no vi rastro de vida en ellos, retrocedí unos par de pazo y tome firme mis espadas y contraataque de inmediato con la que obligue a que retrocediera, desde ese momento el tiempo se olvido y el entorno desapareció, solo podía escuchar el sonido del metal al chocar, sabia de memorias pasadas lo que hacia, por primera vez tuve pequeños recuerdos de combates pasado y sabia que había sido un gran guerrero siempre, había nacido para la guerra y había nacido para ella, siempre en esos pequeños recuerdo estaba a mi lado, sosteniendo la misma arma pero en vez de esos ojos rojos lucia unas alas tan blancas como las mías. Sabia anticipar sus movimientos, y ella los míos, trasformamos ese duelo en un hermoso baile, que una melodía que no se escuchaba pero sus letras eran tan triste como la misma existencia de una vida apagándose a cada segundo, dos almas nacidas para estar juntas hoy se enfrentaban olvidándose por completo de los lasos mas fuerte que la misma muerte.
Después de un tiempo que no supe calcular ambos nos alejamos del otro, los dos respirábamos aceleradamente, nuestros cuerpos mostraban algunos cortes, pero todos superficiales.
-Aun estas viva, le dije aun sentía su corazón latir en mi.
-Ella se niega a morir, no quiere aceptar que tú nunca estuviste para ella, que nunca lo estarás, me dijo. 
-Noemi lo siento, siento haberte fallados tantas ocasiones, siento no haber cuidado de ti como tú siempre lo hiciste conmigo, yo se que fuiste tú quien no dejo que Zimiar se apoderara de mi alma la noche en que morí, gracias por no dejarme condenar a esta vida, discúlpame por lo egoísta que siempre fui contigo y gracias por compartir tus vidas conmigo, le dije en el momento que me acerque a ella tan rápido que no fue capaz de moverse, solo soltó la katana que sostenía, sentí su corazón latiendo con el mio, estiro sus manos para tocarme el rostro, su contacto fue cálido, añorado y logro llevarme a recuerdos que compartíamos juntos.
Recordé el primer día de clases, tenia miedo de ir, no quería dejar a mi mamá, me asustaba lo que podía encontrarme, no sabia si los niños en mi clases serian bueno y tenia ese típico miedo que muchos experimentan el primer día de clases, me había negado a ir, había echo mil pataleta, pero al final mi madre logro llevarme a la escuela, estaba aterrado, pero en cuanto baje del auto ella ya estaba corrió abrazarme como siempre y como si supiera el miedo que tenia me dijo sujetando mis manos que ella siempre cuidaría de mi y no dejaría que nada malo me pasara jamás, con lo que cualquier sensación de terror que antes tenia se había esfumado y ese día había resultado un buen día al final.
Volví de ese recuerdos y sentí las lagrimas correr por mi mejilla, mi corazón se detuvo al instante que no vi esos ojos rojos mirándome si no esos ojos claros de ellas, mostraban asombro, posos sus dos manos en mi pecho como comprobando si era real lo que tenia enfrente, cuando lo comprobó me abrazo fuerte, la abrace de inmediato, yo mismo estaba tan asombrado como ella.
-Javier, tengo miedo, ayúdame por favor, me dijo.
Fragmento 1                 Fragmento 2
Fragmento 3                 Fragmento 4
Fragmento 5                 Fragmento 6
Fragmento 7                 Fragmento 8
Fragmento 9                  Fragmento 10
Fragmento 11                Fragmento 12
Fragmento 13                Fragmento 14
Fragmento 15                Fragmento 16
Fragmento 17                Fragmento 18
Fragmento 19                Fragmento 20





sábado, 24 de octubre de 2015

Pensamientos locos n.n

"Quiero ahogarte, ahogarte en una botella de tequila, y hacer de tus promesas humo de un cigarrillo"
En la oscuridad de mis tristes pensamientos aun me niego a siquiera olvidarte, por mucho que me hayas lastimado, llego un momento en que solo aprendí lo que era amar a través del dolor de tus mentiras y ni siquiera el alcohol a podrido hacerme olvidar.



jueves, 22 de octubre de 2015

Simplemente una historia (parte 20)

Por qué no me salvaste, esas palabra atravesaron en mi cabeza como un rayo, sentí que mi corazón se destrozaba, sabia que esas palabras eran verdad, eran justificadas y eran la realidad en que yo la había arrastrado, si yo me hubiera opuesto con mayor fuerza ese día cuando sus padres murieron posiblemente ellos estarían con ella, si yo solo hubiera querido acompañarla, cuidar de ella después del accidente nunca se hubiera ido con su abuela, nunca hubiera pasado por el infierno que vivió, hubiera crecido feliz a pesar de que ellos no estarían con ella, pero hubiera conocido amor y no la frialdad de la soledad en que creció, en los abusos que vivió, si yo me hubiera revelado contra Rafael para protegerla, para que me dejara en mi lugar a ella nunca se la hubieran llevado, si solo yo hubiera sido más capaz de cumplir con todo lo que ella esperaba de mi, ella estaría a salvo. Si solo hubiera tomado mejor mis decisiones esto nunca hubiera pasado.
-Lo siento Noemi, dije apenas audible, sentía que si hablaba mi voz se quebraría, sentí las lagrimas queriendo salir, vi a Azrael mirándome fijamente, sentía los ojos rojos clavados de ella en mi, escuche las cadenas sonar cuando ella se movió hacia nosotros.
-¿Por qué lo hiciste? pregunto Azrael y fue la primera vez que me di cuenta que no estábamos solo, si no estaba el chico que se había llevado el alma de Noemi.
-Simple, conoces el motivo y para que darle mas vuelta, la pequeña ángel ya no es tuya o prefieres destruirla antes que sea mía, estaría dispuesto el ángel de la muerte a destruir el alma de su querida hermana, dijo riendo mientras acariciaba el cabello de Noemi, sentí la sangre hervir y quise atacarlo pero Azrael me detuvo.
-Déjame, no permitiré que nadie la vuelva a tocar, que le has echo, le grite al demonio, quien me miro con una mezcla de placer y diversión.
-Ha se me ha olvidado que el guardián no recuerda a tan poco de tener tu alma pero se nos escapo por escasos segundo, que sentiste el día de tu muerte, honestamente yo hubiera preferido que sufrieras agonizaras pero eso daba mucho tiempo para que te rescataran, sin embargo no conté que ella te pudiera proteger y no nos dejara tomar tu alma, dijo el demonio y ahora si sentí que me perdí en esta historia.
-Zimiar, tanto odio contra nosotros, fuiste tu quien sello su destino, no puedes culpar a Noemi o a Javier por esto, ellos te quisieron ayudar pero no caerían contigo, pero viste el precio que pagaron nunca más volverían a estar juntos y aun así los sigues haciendo responsables de tu caída, dijo Azrael furioso, estaba claro que algo en vidas pasadas había pasado, que nos involucraba a todos.
-Ha ellos se les perdono, se les levanto el castigo después de todo y aunque no se sentían, sabían del otro y seguían conectados a mi jamas se me perdono, jamas se aceptaron de nuevo, y ellos volverían a estar para siempre junto y tu a su lado, desde mi punto de vista soy el único aquí que salio perdiendo, dijo furioso.
-No sé lo que hicimos, ni menos lo que paso, pero no comprendo porque ir tras ella, porque has amenazado a Azrael con que se quede con ustedes o sea destruida, dije ya me cansaba la conversación que ellos tenían y yo no comprendía, sin embargo me había quedado claro esa amenaza y no me gustaba para nada.
-Noemi se ha suicidado, aunque no sea su cuerpo es su alma y ella a tomado la decisión, en tierras infernales y por lo tanto su alma les pertenece y siendo un ángel ella puede caer lo que significa volverse demonio y por esos sus ojos ahora son rojos, es marioneta de Zimiar, tengo que destruirla, son las reglas, dijo Azrael mirándome y sentí que me iba a volver loco.
-Imposible, no puede ser, yo se que aun no, aun esta viva yo lo siento, yo la siento, dije, la sentía, sentía a Noemi como el primer día en que la había visto, sentía sus respiración, sus latidos dentro de mi aunque fueran despacio y casi imperceptibles yo lo sentí, ambos me vieron sorprendidos.
-Acabara pronto, dijo Zimiar mientra soltaba las cadenas de Noemi- me sigues cuando acabes, le dijo mientras se marchaba.
-Yo no la puedo salvar, terminara muriendo y le pertenecerá, lo siento Javier, dijo Azrael mirando a Noemi que nos observaba con una sonrisa.
-No dejes que se escape Zimiar, síguelo, le dije al ángel de la muerte.
-¿Qué aras?, me pregunto sorprendido.
-Es tu hermana y no dejare que lo hagas tú, dije con la voz mas fría que puede encontrar en mi interior, él me miro un momento como decidiendo si discutir e incluso detenerme hasta que decidió por todo lo contrario.
-Lo siento hermana, dijo al pasar a su lado, ella solo lo miro y lo dejo avanzar, apreté fuerte las espadas que sostenía y respire profundo para volverla a ver.
-Me vas a matar Javier, dijo ella muy lentamente clavando su ojos en mi.
Me disculpo por la tardanza de subir un nuevo fragmento, pero la universidad me tenia muy ocupada y aun, pero necesitaba escribir, Espero que les haya gustado el fragmento y les prometo que el proximo estara lleno de emociones, Javier dejara que Noemi se un demonio? Qué habrá pasado entre ellos y Zimiar? como se lo imaginan a él n.n gracias por leer.
Fragmento 1                 Fragmento 2
Fragmento 3                 Fragmento 4
Fragmento 5                 Fragmento 6
Fragmento 7                 Fragmento 8
Fragmento 9                  Fragmento 10
Fragmento 11                Fragmento 12
Fragmento 13                Fragmento 14
Fragmento 15                Fragmento 16
Fragmento 17                Fragmento 18

miércoles, 21 de octubre de 2015

Corazón

Un corazón ahogado en suspiros, locos de ilusiones ajenas de la realidad, amante de la oscuridad de tus ojos y fan de tú sonrisa, un corazón queriéndote tan fuerte, tan lentamente cada día a cada instante, un corazón que hoy simplemente es tuyo.

domingo, 18 de octubre de 2015

Tristeza

Quien dijo que la tristeza no era amiga,
si no mas bien la asesina de la vida,
que la tristeza era solo soledad,
que el alma se marchitaba
y perdía su belleza.
....
Les dijo que la tristeza es amiga,
de aquellos que no soportan mas lagrimas,
es quien consuela en la agonía,
es quien acompaña en el silencio.
...
La tristeza es tan bella como la alegría,
únicas ambas en su forma,
la tristeza ilumina distinto a la alegría,
pero ambas dejan un sensación de belleza.
...
La tristeza no marchita la vida,
si no cuida de ella hasta que se recupere
y pueda volver a florecer.

miércoles, 14 de octubre de 2015

Un beso, un beso fugas y eterno

Estaba sentado entre los otros chicos al igual que ella, mientras el maestro delante explicaba quien sabe que cosa sobre los alrededores de esa plaza antiquísima que habían ido a visitar como una excursión escolar, ella se había perdido otra vez en el mundo de sueños y fantasía que él siempre la llevaba.
Estaba sentada bajo la sombra de un gran árbol de esa plaza, que escondía tanto secretos de un pasado, de un presente y de seguro de un futuro, el maestro ya había terminado de dar su pequeña exposición y había dejado en libertad a todos, algunos se habían ido a recorrer los alrededores otros se encontraban sentado al igual que ella bajo la sombra de alguno de los arboles, conversando, a él lo vio alejarse con su grupo de amigos, de seguro iría a recorrer los alrededores, ella sintió un pequeño vació al perderle de vista, suspiro resignada y busco en su bolsa su mp3 y su agenda, se puso los audífono y coloco la música, mientras comenzaba a perderse entre las letras que desahogaban un corazón soñador.
Con lo hanegada que estaba con la música, con la letras que no sintió que alguien la llamaba y que esa misma persona después de no haber podido captar su atención se había sentado a su lado y le había quitado un audífono para hacerse oír, ella se volteo sobre saltada y quedo sin aliento a ver de quien se trataba, él le sonreía, mientras jugaba con el audífono en sus manos.
-Te estuve llamando, ya veo porque no me escuchabas, dijo él colocándose el pequeño audífono en su oído para escuchar su música.
-emm, mmm, emm, si, dijo ella sin poder articular ni una sola palabra o unir una sola idea en su cabeza, a él le pareció cómico que dejo escapar un risa.
-Tienes un buen gusto musical, dijo él.
-Gracias, dijo ella apenas audible y con una pequeña sonrisa, sentía su corazón latir cada vez más rápido, pensó que pronto se escaparía de su pecho y se perdería en el infinito.
-Oye, dijo él de nuevo llamando su atención, pero esta vez se acerco, se acerco más a ella, poso su frente en la de ella, podía ver en los profundo de sus ojos- quiero decirte algo, continuo él sin ni siquiera haberse inquietado por su cercanía, parecía cómodo en esa posición, pero ella, ella sintió que su corazón dejo de latir, sintió su respiración acelerarse, su aliento se fundió al de él y como si nada más existiera, ella se acerco un poco más, para fundir sus labios en lo de él, un pequeño y tímido roce que solo duro un segundo.
Él pareció sorprendido a lo que ella hizo, y pronto ella se arrepintió de haber cedido al impulso que su corazón le gritaba, un beso. un beso de ese chico que te roba cada mañana de tu mente y cada noche de tus sueños, se iba a levantar y salir corriendo cuando vio esos ojos mirándola tan sorprendidos y perplejos que parecieran que aun le costaba poder entender lo que había pasado, cuando sintió un roce tímido y pronto un agarre en su mano, al ver quien la a sujetaba era él, que había entre lazados sus dedos a los de ella, y al volverlo a mirar sonreía como siempre y pronto fue él el que busco un besos más duradero, más profundo que pudiera saciar la sed de ese dulce sabor que le había dejado ese beso de la chica que había logrado hacer latir por primera vez su corazón.
Ambos querían un beso, ella un beso soñado por el chico que había despertado hace tiempo su corazón y él de la chica que le había recordado la existencia del corazón olvidad que poseía, un beso, un beso fugas y eterno.
Hoy es un nuevo 14 y te escribo esta carta para recordar los 1115 días desde que te fuiste ha hacer parte de las estrellas.
Te quiero.


domingo, 11 de octubre de 2015

¿Qué debes hacer? & iniciativa Enajenación Lírica

¿Qué debo hacer?, resignarme,
a que ya no podre verte más,
a que ya no sentiré tu aroma en las mañanas,
a que simplemente no volveré a oír tu voz.
.....
¿Qué quieres?, qué quieres de mi,
si mi corazón se niega a dejarte de amar,
si yo me niego a vivir sin ti,
si simplemente pierdo el camino con tu adiós,
qué quieres de mi si yo soy de ti.
...
¿Qué debes hacer?, seguir adelante,
dejar que tus ojos se deslumbre con el mundo,
que sientas nuevas fragancia bañándote,
que despiertes acariciada por los rallos del sol,
y que escuches el cantar de las aves.
....
¿Quiero de ti?, que sigas siendo la mujer que conocí,
con ese corazón bondadoso llenos se sueños,
quiero que vivas tu vida sin arrepentimientos,
y que cumplas ese destino que la vida te preparo,
yo siempre estaré cuidándote,  pero no a tu lado.
.....
No te vayas por favor, te lo ruego,
me tengo que marchar, lo siento,
llévame contigo,  te prometo no estorbar,
no puedes ir conmigo, no a donde voy,
no puedo seguir sin ti, simplemente no puedo,
si puedes y siempre te cuidare desde ese cielo,
del cielo que hoy te arrebata de mi lado,
no del cielo que siempre compartiremos.


Bueno un pequeño poema que hace tiempo que no escribía de ese genero, bueno casi nada últimamente, pero eso es otra cosa, ademas hoy también les traigo una nueva iniciativa que me pareció super original y muy buena del blog  enajenación refelxiva de Crisitan el cual les recomiendo mucho, el es poeta y escribe muy bien es uno de mis poetas favoritos y si no me creen pues quedan invitad@s a que lo visiten,  bueno él a creado la iniciativa "enejenacion Lirica (pinchar aqui para que les lleve a la entrada en su blog) En resumidas el propone subir a su blog cada viernes poemas de personas que se los envié para poder difundir la poesía, el lo explica todo en su entrada y creo por mi parte que es una buena idea, porque existen muchos buenos poetas que expresan mucho con sus versos pero que pocos conocen, así que los animo a participar y a que visiten el blog de Cristian es muy bueno realmente, también los puedes encontrar en Wattpad, en Facebook.
La invitación esta echa a que lo visiten y participen en esta iniciativa.

martes, 6 de octubre de 2015

Simplemente una historia (parte 19)

Estaba cazado, no tenia donde huir, solo cubrí mi cuerpo para protegerme del golpe aunque sabia que seria en vano, sentí como un golpe seco el momento en que ese gigantesco maso dio contra mi torso, la velocidad y la fuerza del golpe hizo que mi cuerpo saliera proyectado hasta el otro extremo de la sala en donde nos encontrábamos, quede tendido en el piso con una vaga conciencia de lo que esta ocurriendo, pensé que sentiría dolor pero no fue así, sin embargo si vi sangre correr por mi cuerpo que yacía en el suelo, pero no había dolor, no había sensación solo el vació de la muerte, tal cual como el día en que abandone el mundo de los mortales.
La criatura pronto estuvo a mi lado, descargaba una serie de golpes encima mio mientras yo seguía tirado en ese piso sin intensión de moverme, no sabia porque debería moverme, no sabia porque debería seguir luchando, cerré los ojos para no seguir viendo como ese maso caía en mi cuerpo, no quería ver como pronto todo se tiñera de rojo. Fue en ese momento que su silueta se dibujo en mi memoria, una pequeña niña de cabello largo, de ojos claros y de sonrisa inocente, mirándome desde el pasado que había olvidado que existía, abrí de nuevos mis ojos en el instante que un nuevo golpe descendía y rodé para esquivarlo por escaso centímetros y como un felino me levante y salí huyendo, ahora había vuelto se ese letargo que el miedo había puesto en mi mente, tenia una misión, debía protegerla y nada nuevamente me la impediría, no la volvería abandonar aunque eso me volviera a costar lo que me quedaba de alma, no volvería a dejar sola.
Llegue a la azotea, con el hombre criatura pisándome los talones, de muy cerca, volví a sentir los gritos de agonía de la lejanías, realmente era el infierno donde llegaban los que deberían pagar una culpa, para tener una agonía eterna.
-Tiene miedo el pequeño ángel guardián, dijo el hombre con voz cavernosa mientras volvía a tomar la forma de ese gran murciélago albino y se lanzaba a la caza, esquive su primer intento de atraparme en su garras algo me decía que no debía dejarme atrapar por ella, tenia que buscar la forma de acabarlo, solo me estaba retrasando para cumplir mi objetivo, sabia que el tiempo para Noemi se estaba agotando, fue en ese momento que paso algo sorprendente.
Mis alas, mis alas de ángel aparecieron en mi espalda, nunca habían aparecido desde que había muerto y sabido que era un ángel guardián, nunca las haba visto, eran blanca en contrastaste a las alas oscuras de Azrael, también en mi mano apareció una espada de doble hoja, con una empuñadura negra, ambas hojas eran bastante larga, pero ambas estaban ellas de energía pura, mire a la criatura que parecía asombrada, pero aun así no dudo en atacarme, sin embargo me moví mas rápido, sentí como si supiera lo que así, sabia como usar mis alas, como manejar amabas hojas de mi espada las cuales en un instante cortaron la cabeza del depredador que me asechaban, apagando su existencia en un destello de luz negra, estaba realmente sorprendido, por qué sabia pelear, que era esta sensación.
Me acerque a la orilla del edificio en el monto que vi venir volando a Azrael, este al verme sonrió.
-Has despertado, dijo con una sonrisa, aun sujetaba su espada y se notaban algunos golpes.
-¿Despertado?, dije confundido.
-Todo ángel después de cumplir su ciclo mortal vuelve para cumplir su ciclo como ángel, ya sea cualquiera sea su categoría, ellos traen consigo sus memorias pasadas de ángel, a diferencia de su ciclo mortales que no nacen con sus memorias, en cambio tu no cumpliste tu ciclo y no volviste como ángel, bueno no como se debía, no traes contigo tus memorias, dijo Azrael sentándose en el borde del edificio y desapareciendo sus alas.
-¿Cómo que no termine mi ciclo mortal?, pregunte confundido, sin embargo el desvió la mirada sabia que no le correspondía decirme eso aunque fuera el ángel de la muerte y el encargado de llevarse las almas, no Rafel debía responderme a mis preguntas, y no estábamos en un lugar como para que hiciera una escena , pero tenia que saber unas cosas, -Siento sentimientos como cuando era humano, me canso, sangro, entonces podría morir.
-No volviste como ángel, por eso te cansas, nosotros no dormimos, pero tu lo necesitas, todos sangramos podemos ser heridos e incluso morir, pero no como te lo estas imaginando, las armas de mortales no nos hacen nada, pero las de demonios si, sin embargo solo si están en su forma demoníaca, viste trasformarse a la criatura en un hombre y por la sangre de su polera me imagino que te golpeo duro sin embargo no pudo descenderte, o sea matarte, necesitaba estar en su forma demoníaca para eso y tu deberías estar en tu forma angelical para descenderlo a el, si no están tus alas podrás herirlos, golpearlos, pero no podrás descenderlos, dijo Azrael mirándome directo a los ojos.
-Descenderlos, y qué pasa con los sentimientos, dije comprendiendo muchas cosa, yo no era como otros y eso por lo visto se debía mucho por mi muerte.
-Descender es la forma elegante te decir que un demonio o un ángel murió, su alma fue destruida y se volvió energía del universo, nunca volverá a reencarnar ni como ángel, ni como demonio menos como humanos, dejas de existir para siempre, y los sentimientos el ser humano esta echo de sentimientos, lo crea sentimientos buenos, sentimientos malos, pero en esencia es sentimientos y por lo tanto nosotros que somos extensiones de ellos también somos creados por estos sentimientos, por lo tanto ángeles y demonios tenemos sentimientos buenos y malos, somos energía de esos sentimiento por eso conservamos la capacidad de sentir, que seria el mundo sin sentimientos, dijo Azrael, aunque sentí melancolía, por lo visto el ángel de la muerte desearía no tener sentimientos, iba a decir algo cuando vi que la vista de Azrael se nublaba y tuvo que sentarse.
-¿Que paso?, pregunte asustado, al instante sentí una punzada en el pecho.
-Noemi, dijimos ambos, el tiempo de ella se terminaba, ya no le quedaba, lo sabia y sabia que Azrael también lo sabia, él se levanto y se paro al borde del edificio, lo imite y ambos nos lanzamos al vació, abriendo nuestras alas, surcando el cielo del tártaro, ella nos necesitaba ahora o su ciclo terminaría y no podría volver ni como humana, ni menos como ángel.
Llegamos a una  cueva, al momento de descender ambos desaparecimos nuestras alas, al ingresar a la cueva, no nos topamos con nadie, una vez en el centro, la encontramos estaba sentada en el suelo con la cabeza escondida entre sus piernas, estaba encadenada y con un puñal próximo a ella, sin embargo repare en sus muñecas ambas mostraban señal de haber sido cortada, quise acercarme a ella, pero Azrael me detuvo, él estaba serio y la miraba fijamente.
-Si nos acercamos morirá, y si no lo hacemos desaparecerá, dijo con la voz fría, resignado a ese pronostico, porque se rendía, que sabia el que yo no, fue en ese momento que Noemi levanto la cabeza y pude ver esos ojos rojos, en una mirada cruel acompañada por una sonrisa siniestra, sabia que esa no era Noemi y a la vez era, ella se levanto y clavo su mirada en mi.
-¿Por qué no me salvaste?, dijo mientras una lagrima vaga escapaba y una sonrisa cruel se dibujaba en su rostro.
Hola, espero que le haya gustado se que salio algo largo pero me emocione escribiendo, disfrútenlo tanto como yo escribiéndolo y esperen el otro capitulo, para saber que pasa con Noemi y Javier, si te has perdido algún Capitulo te los dejo acá  a bajito.
Fragmento 1                 Fragmento 2
Fragmento 3                 Fragmento 4
Fragmento 5                 Fragmento 6
Fragmento 7                 Fragmento 8
Fragmento 9                  Fragmento 10
Fragmento 11                Fragmento 12
Fragmento 13                Fragmento 14
Fragmento 15                Fragmento 16
Fragmento 17                Fragmento 18


martes, 29 de septiembre de 2015

Simplemente una historia (parte 18)

Antes que pudiera darme cuenta, el ángel de la muerte toco mi hombro y una luz blanca inundo el cuarto, cegandome por algunos instante, una vez que pude volver a ver, ya no estaba en el cuarto del hospital, sino en otro sitio que nunca había conocido, un lugar completamente destruido, edificios en ruinas, el aire era denso, con un olor fétido y ardiente a la vez, como azufre, la atmósfera en general acompañaba a la lúgubres del lugar, de momento se escuchan gritos a lo lejos, todo recordaba una ciudad después de un apocalipsis, tal vez igual como me hubiera imaginado una ciudad tras un ataque nuclear.
De repente, hubiera jurado que desde la nada aparecieron en el cielo, unas criaturas como unos murciélagos enormes, albinos, desde sus bocas se podían apreciar claramente sus dientes afilados, amenazantes de rasgar mi piel, sus pequeños ojos inyectados en sangre se posaron rápidamente en nosotros y en cuestión de segundo se abalanzaron en nuestra dirección, como animal que busca su presa, no supe en que momento estuve tirado en el suelo y con Azrael frente mio, ahora él sujetaba una espada reluciente, de hoja recta y doble filo, su pose y la toma de la espada no me recordó para nada a un ángel si no a un caballero del medioevo, con un solo movimiento decapito a la primera criatura, pero la segunda logro evadir su ataque obligandolo a tomar postura de defensa y a alejarse tanto de ella como de mi, con lo que dio también espacio para que la tercera criatura se centrara en mi, no tuve tiempo para reaccionar, cuando sentí el aliento fétido de ese animal encima mio, alcance por escaso centímetro a librarme de sus garras y comencé a correr. Mi corazón latía a mil, sentí la adrenalina correr por todo mi cuerpo, mientras huía de la criatura, corría lo mas rápido que mis pies me daban, logre alcanzar uno de los edificios en ruinas que había en las proximidades con la esperanza de encontrar refugio, el tamaño de ese ser no le permitiría poder entras, por un momento me sentí seguro.
Pero estaba equivocado en cuanto vio que no podía alcanzarme en mi refugio, la criatura murciélago se trasformo en un hombre de mediana edad, sus ojos rojos me miraban fijamente mientras que en sus labios se dibujaba una sonrisa siniestra dejando lucir aun esos dientes afilados, esa sonrisa reflejaban claramente su pensamiento, "aun te tengo", lo quede mirando sin comprender mucho, seguía respirando agitadamente, sin embargo rápidamente le di la espalda y seguí corriendo al interior del edifico, no veía a Azrael por la cercanía y ahora el hombre caminaba lentamente hacia mi con un gran maso en sus mano que arrastraba por el piso mientras daba cada uno de sus pasos, estaba seguro que si me alcanzaba con un solo golpe de ese maso reventaría mi cabeza, mi mente se negaba a pensar y solo un instinto de sobre vivencia era el que me ordenaba huir o me hubiera quedado quieto hace tiempo, estaba en un estado de shock, con lo que estaba pasando.
Corrí en dirección a la escalera y pronto alcance el segundo piso, estaba llegando al limite de mis energía, aunque quisiera seguir huyendo pronto no tendría las fuerzas suficientes para hacerlo, debo admití confié que mi condición de ángel me dieran una condición física que había descuidado por meses, cuando estaba vivo era un buen deportista, pero hace mucho tiempo de eso sentía, estaba escondido en una de las oficina, próxima a las siguientes escaleras cuando la criatura alcanzo el segundo piso.
-¿Dónde estas pequeño ángel?, dijo con una voz de ultratumba que hizo helar mi sangre, cerré mis ojos en un intento en vano de serenarme, sentía como silbaba buscandome, sentía su paso acercándose cada vez mas cerca, sentía el pum, pum de mi propio corazón, no podía encontrar la respuesta a este encrucijada, acaso los ángeles podíamos morir, no lo sabia, sin embargo sentía que esa posibilidad era tan posible, había visto que a pesar de ya estar muerto muchas de mis necesidades humanas seguían, debía dormir, me cansaba, tenia sentimientos y por qué no entonces podía morir nuevamente, todo esos pensamientos, sensaciones me estaban confundiendo, sentía ahora su respiración mas cerca, quise moverme pero mis piernas se negaron, mi cuerpo por completo se negó a obedecerme.
Parte de la pared que me escondía quedo hecha añicos, los fragmento volaron en cuanto un golpe seco del gran maso de mi depredador dio con ella, me quede apoyado aun en lo que quedaba, mientras lo tenia frente a mi, esos ojos rojos clavados en mi, con una sonrisa siniestra me contemplaba, mientras yo seguía en el suelo mirándolo fijamente, mi pulso se detuvo, mi respiración volvió a la normalidad, pero no sabia que hacer, había sido atrapado.
-1, 2, 3 por el ángel guardián, dijo mientras una sonrisa aun mas enorme se dibujaba en su rostro mostrando cada uno de sus afilados dientes, levanto el maso enorme por sobre su cabeza y lo único que pude hacer fue cerrar mis ojos, ya estaba cazado.
Hola. Quien recuerda esta historia que estoy escribiendo en el blog, la Historia de Javier, no me digan que lo han olvidado, romperán mi pequeño corazón. Primero quiero pedir disculpa por no haber publicado ningún fragmento de la historia en un tiempo muy largo, intentare mantenerla mas actualizada y por lo menos subir un capitulo por semana como antes. Si reciben conoces la historia o te has perdido de algún capitulo te los dejo aquí bajito para que los veas. Disfrútenlo.
Fragmento 1                 Fragmento 2
Fragmento 3                 Fragmento 4
Fragmento 5                 Fragmento 6
Fragmento 7                 Fragmento 8
Fragmento 9                  Fragmento 10
Fragmento 11                Fragmento 12
Fragmento 13                Fragmento 14
Fragmento 15                Fragmento 16

sábado, 26 de septiembre de 2015

Pensamiento de amistad


La amistad es efímera, casi un espejismo de la realidad, un sueño soñado despierto y una historia escrita al aire.

martes, 22 de septiembre de 2015

Primavera

Primavera, teñida de hermosos colores,
de fragancias dulces bañada,
de sensaciones nacientes,
de un nuevo comienzo
tras un inviernos helido.
...
Pequeña primavera
que abres nuevamente tus ojos
al mundo, tras un sueño de estaciones.

sábado, 19 de septiembre de 2015

Espejismo

Eres como un espejismo,
una realidad engañosa,
en la que me encuentro atrapada,
encadenada desde que te conocí.
....
Eres la maldita pesadilla
que me acedia cada noche 
en la oscuridad de mi mirada.
...
Eres ese motivo por el cual
hoy me encuentro sin ganas de seguir,
por el que me siento abatida,
por el que quier silencio eterno.
...
Eres la primera persona que en años
volvió a recordarme que tenia un corazón,
queriendo latir impulsado por el amor,
pero eres también la persona
que me recordó que es frágil
y que se le puede dañar.
..
Eres él responsable que hoy 
este en mil pesados irreconocibles,
por el que recordé que no debo 
enamorarme, porque nací para no ser amada,
que el amor en mi solitario mundo
es solo un espejismo en el desierto.

lunes, 14 de septiembre de 2015

Cada anochecer te pierdo

Los sueños de momentos
tan escasos, tan efímeros,
como tu mirada, tan perdida,
tan lejana a mi que de momento
siento como si nunca hubiera existido.
...
Los sueños que antes nos unían,
nos juntaban como si compartiéramos el mismo cielo,
como si nuestras alma estuvieran unidas,
hoy se muestran cada vez mas distante,
como si ya no compartiéramos un mismo latir.
...
Esos sueños que aliviaba tu despedida,
hoy mendigos por ellos, para verte,
para escucharte reír y sentir tu latido,
tu fragancia envolviéndome cual abrazo anhelado,
pero hoy ya no hay sueños en donde encontrarte
y a cada anochecer siento perderte un poco más.
Hoy es un nuevo 14 desde tu despedida, 49 meses desde que eres parte del cielo que me cobija, y aunque el tiempo corre yo sigo extrañándote todo los días, espero que te guste el pequeño poema creado para ti.


sábado, 5 de septiembre de 2015

Alma de tristeza

Hay un nuevo cantar en el aire,
hay un nuevo verso en sus labios,
hay una nueva mirada, en esos luceros,
hay un silencio sellados en sus labios.
....
Si pudiéramos ver su alma
sin dudar dos veces veríamos tristeza
a un ser apagado y sin brillo
un corazón ausente en un cuerpo vació.
...
Ya no hay rastro de la niña
ni de la joven que alguna día fue,
ya ha ganado la tristeza
una guerra que por fin ha acabado.

domingo, 30 de agosto de 2015

Conversación

-Deje de luchar, deje derrotarme, deje que todo se viniera encima, deje que destruyeran una vez más todo lo que significaba para mi.
-Por qué has dejado de pelear, cuando siempre lo has echo, por qué en esta ocasión no diste la batalla que siempre habías dado, por qué hoy no te mostraste fría como las ocasiones pasadas.
-Por un simple motivo, por fin llegue al fondo, encontré el fondo de la fortaleza, simplemente no pude seguir manteniendo la fallada de la chica dura, aunque irradie ternura, nadie antes hubiera podido decir que me vieron acabada, que di importancia a dolores normales del alma, que llore por perdidas anteriores, llevaba años sin derramar lagrimas hasta que lo perdí, pero volví a sellarme rápido y volví a ser fuerte aunque huí, pero ahora ya no tenia donde huir, ya no tenia fuerza y simplemente me deje abatir en este campo de batalla.
-Qué aras, continuaras dejando que el dolor como tu alma lentamente, seguirás odiando el reflejo del espejo, seguirás pensando mil cosas para salir adelante y abandonándola sin ni siquiera poder empezarla, seguirás mostrando esa expresión triste aunque por dentro te regañes para que sonrías, seguirás sentada frente al teclado sin escribir.
-Qué are es la pregunta que me hago al acostarme, al levantarme, que are simplemente no sé, porque ya no encuentro de donde levantarme, aunque tenga apoyo, aunque me lo repitan que debo salir adelante, que si no me animo yo nadie lo podrá, que soy joven, realmente creen que no lo he pensado, he pensado todo, sé todo lo que me dicen, al final yo misma siempre he dado esos consejos, fui psicólogos de los escasos conocidos y de los pocos amigos, pero jamás me preocupe de ayudarme a mi y ellos hoy no me pueden ayudar.
-TÍRATE.